Facebook Twitter Google +1     Admin

Se muestran los artículos pertenecientes a Julio de 2012.



LOS CIVILES RESPONSABLES DE LA MASACRE EN CHILE 1973

Por: CARLOS ALAMO ( ILE SAINTE MARGUERITE-FRANCIA) 


 

-Parte de millones de dólares enviados por la CIA a Chile- para desestabilizar al gobierno de Allende- eran recibidos en “El Mercurio”, cuando Hernán Cubillos era el máximo ejecutivo de la empresa.

Los dólares recibidos de la CIA y la ITT y de otras multinacionales, como así mismo de otros organismos girados desde USA y Europa, eran enviados por diversos conductos. Uno de los principales era la filial de la ITT en Bruselas, Bélgica; la Bell Telefone Manufactorind Company, la Standard Electric Lorenz, de la RFA y la ITT Standard, de Suiza. Estas empresas- a su vez- giraban el dinero a la empresa de papel “Lunely Star”, quien a su vez- lo giraba a “El Mercurio”. 

 

 

-El grupo de chilenos “nativos” estaba compuesto, entre otros- por Mario Carneiro originario de Valparaíso, director de “La Segunda”, satélite de “El Mercurio”. Algunos de sus inmediatos parientes serán- los que desde el pequeño pueblo de La Obra, en el Cajón del Maipo, sacan el busto-monumento del héroe naval Arturo Prat, lo cargan en una citroneta y lo lanzan a las aguas del río Maipo, provocando -como era el objetivo de la acción- una escandalosa campaña encabezada por “El Mercurio” y sus diarios satélites, de acuerdo a los planes desestabilizadores y de sembrar el odio entre la izquierda y las fueras armadas. “El Mercurio” culpa de inmediato a la izquierda del atentado y escribe que “elementos de la izquierda, amparados por el gobierno de Allende, quieren borrar la acción patriótica de nuestros héroes, para facilitar la entrega de Chile a la Unión Soviética”. Pasado el escandalo , el busto de Arturo Prat es "casualmente" encontrado y puesto en su lugar;
De acuerdo a las órdenes impartidas por el presidente norteamericano Richard Nixon, de derrocar el gobierno de la República de Chile encabezado por el Presidente Salvador Allende-varias agencias de agencias gubernamentales, especialmente la CIA se involucran para operativizar las órdenes de Nixon.

Del personal asignado a Chile, tres actuaron en Guatemala, dos de ellos preparando el complot de Castillo Armas, en 1954, dos intervinieron en la República Dominicana durante la invasión norteamericana de 1965, uno intrigó contra los partidarios de Lumumba en el Congo y otro actúo en el golpe contra Nkrumah en Ghana. 

La campaña del sabotaje económico contra el gobierno popular de Chile estaba a cargo de Deane Roesch Hinton, graduado en 1943 en la Universidad de Chicago. Miembro del USarmy entre 1943 y 1945. Ingresa al Departamento de Estado en 1946. Actúa en Siria, Kenya y París, hasta 1955. Año en el cual ingresa a la CIA. En 1956, es director de la Oficina de Investigaciones y Análisis para Europa Occidental. Entre 1961 y 1962, asiste a cursos de la Escuela Nacional de Guerra. Entre 1963 y 1967, es director de asuntos políticos-económicos del área del Atlántico.

Destinado a la Agencia de Desarrollo Internacional, en Guatemala, trabaja con Nathaniel Davis organizando la contrarrevolución contra el movimiento de liberación nacional. En 1971, trabaja en la Casa Blanca, en Washington, como subdirector del Consejo de Política Económica Internacional, subordinado al Consejo de Seguridad Nacional que dirigía Kissinger. Enseguida toma el control de los planes para sabotear la economía chilena en manos del gobierno de Salvador Allende.

Otros agentes actúan mas en terreno, uno de ellos es Harry W. Shlaudeman, sin indicios aparentes de ser agente de la CIA. Parecía solamente ser un intelectual del Departamento de Estado. Era el segundo jefe de misión en la Embajada norteamericana en Santiago, a donde llegó en junio de 1969. Shlaudeman estuvo en el Consulado en Bogotá en 1956. En 1959 en Bulgaria. A partir de 1962, trabajó como oficial jefe de la Sección Política de la Embajada en la República Dominicana recolectando información sobre la izquierda mientras se especializaba en marxismo.
En 1965, desempeñó una importante papel durante la invasión de los USmarines. Posteriormente es designado director adjunto del Departamento de Estado en Asuntos del Caribe.
Otro agente fue Daniel Arzac quien fue miembro del USarmy en la segunda guerra mundial. En 1950 se graduó en la Universidad de Berkeley. En 1953, ingresó a la CIA como investigador y analista de Inteligencia. Trabajó en Phnom-Penh, Montevideo, Bogotá y Asunción, hasta que, en septiembre de 1971, es asignado a la misión de la CIA en Santiago, como funcionario político. 

James E. Anderson miembro de la USairforce, entre 1953 y 1957. Se graduó en la Universidad de Oregón en 1960 y se reincorpora a la USairforce como analista. En 1962, ingresó en el Departamento de Estado y posiblemente en la CIA, y fue destinado a Monterrey, México. Comienza a trabajar en la República Dominicana, unas semanas después de la invasión de los USmarines. Hasta que en 1966 es destinado a Ciudad de México y fue trasladado a Chile en enero de 1971. 
John B. Tipton ingresó en el Departamento de Estado y en la CIA en 1958. Fue destinado a México, Bolivia y Guatemala. Es enviado a Chile en enero de 1972.

En los planes de sabotaje contra el Gobierno de la Unidad Popular y de su derrocamiento ocupa un lugar importante la campaña periodística y propagandística de desestabilización del gobierno de la Allende. 

Un rol central lo tiene en la ejecución de los planes del Gobierno norteamericano “El Mercurio”, sus diarios satélites y su cadena de diarios a lo largo del país. Y también, diarios y revistas creados directamente con dineros de la CIA, para servir exclusivamente a la campaña de desestabilización. Diarios y revistas que desaparecen inmediatamente producido el golpe de Estado, ya que han cumplido con el objetivo para el cual fueron creados. Como “Sepa”, “Tribuna”. También PEC. También con dineros de la CIA se crearon agencias de publicidad, para el mismo fin. 

También la CIA, entregó dinero directa e indirectamente- a otros diarios y revistas como a radioemisoras y canales de TV ayudando en la modernización de sus equipos. 

Periodistas chilenos al servicio de estos planes del gobierno norteamericano- implementados por la CIA, principalmente- actúan servil y febrilmente para lograr el objetivo de derrocar al Presidente de Chile Salvador Allende. 

En este caso en 1971 viaja a Estados Unidos, el periodista y abogado Álvaro Puga. 

Puga era funcionario de la Embajada norteamericana, en Santiago y periodista de “El Mercurio” y de la “Radio Sociedad Nacional de Agricultura”, la radio de los latifundistas y cabeza de la cadena de radioemisoras golpistas a contar del día del golpe. Puga tenía sus oficinas en Huérfanos 1117, en Santiago y se califica como “nacionalista de derechas” y de ser partidario del “partido de las fuerzas armadas”. 
-”Yo soy del partido de las Fuerzas armadas”, dijo a un periodista que lo entrevistó.

Utiliza el seudónimo de “Alexis”. Un periodista que le entrevista años después del golpe relata que Puga da la entrevista en el living de su casa ”…una casa inmensa, con mas de 500 metros construidos, alhajada con elegantes muebles, preciosas alfombras persas, finos jarrones de China, adornos de Tailandia y cuadros de famosos pintores chilenos del pasado: Pedro Lira, Valenzuela Llanos, Rebolledo”.(…)Sin que le pregunten dice sonriendo que nunca ha sido agente de la CIA. Tiene una pesquera con cinco barcos”. 

Su filosofía fascista Puga la resume así: 

-”Hay que partir del principio de que el hombre es esencialmente malo y que hay que enderezarlo. Quién crea lo contrario está más que nada contribuyendo a que el comunismo se fomente. Es mejor pensar que es malo y contenerlo. Y para eso, hay que tener una buena policía que proteja la tranquilidad de los ciudadanos y que lleve una buena arma al cinto para que infunda respeto y autoridad. Y esa arma es la que infunde la paz...” 

De regreso a Chile de su viaje a EE.UU. en 1971 regresa con un grupo de agentes de acuerdo a los planes de desestabilización y de golpe contra Allende, entre ellos Joseph Mac Manus, Raydmond Warren, James Anderson, John Criper, James Gibbs.
 
Puga coordina este grupo con otro de periodistas, políticos e industriales chilenos, calificados de “nativos” en la jerga de los agentes norteamericanos. El conjunto-entre agentes norteamericanos y periodista “nativos” (y otros) es el llamado ”Frente Invisible”. Generalmente se reúnen en el Club de la Unión. Club de la aristocracia ya muy utilizado, por complotadores contra el gobierno de Balmaceda. Al punto que en esa época se cerró el Club de la Unión para que los complotadores pudieran complotar con tranquilidad.

Se suman a este grupo los norteamericanos Harry Schaudelman, Fredic Latrach y Paul Weston, este último convertido correo del grupo entre Santiago y EE.UU. Realiza más de 30 viajes entre Chile y Estados Unidos en los seis meses anteriores al golpe de Estado, trayendo dinero e instrucciones para el sabotaje contra el Gobierno Popular.
Nombrado por Pinochet a partir del golpe como “Encargado de Asuntos Civiles” de la dictadura. 

Puga tendrá gran amistad con el jefe de la policía secreta, la Dina el coronel Manuel ”mojón” Contreras. 
El grupo de chilenos “nativos” estaba compuesto, entre otros- por Mario Carneiro originario de Valparaíso, director de “La Segunda”, satélite de “El Mercurio”. Algunos de sus inmediatos parientes serán- los que desde el pequeño pueblo de La Obra, en el Cajón del Maipo, sacan el busto-monumento del héroe naval Arturo Prat, lo cargan en una citroneta y lo lanzan a las aguas del río Maipo, provocando -como era el objetivo de la acción- una escandalosa campaña encabezada por “El Mercurio” y sus diarios satélites, de acuerdo a los planes desestabilizadores y de sembrar el odio entre la izquierda y las fueras armadas. “El Mercurio” culpa de inmediato a la izquierda del atentado y escribe que “elementos de la izquierda, amparados por el gobierno de Allende, quieren borrar la acción patriótica de nuestros héroes, para facilitar la entrega de Chile a la Unión Soviética”. Pasado el escándalo el busto es encontrado "casualmente" y puesto en su lugar.
  • María Eugenia Oyarzún de Errázuriz, periodista de “La Tercera”, nombrada por Pinochet alcaldesa de Santiago, embajadora de la dictadura en la OEA y directora de la Escuela de Periodismo de una Universidad.
  • Silvia Pinto de Galleguillos. Pinto es columnista de “La Tercera”, “Radio Agricultura”, “Tribuna” y “Agencia Orbe”. Al golpe militar, diputado del Partido Nacional. Agregada de Prensa de la dictadura en Buenos Aires. En este cargo, a la fecha del doble asesinato -ordenado por Pinochet- contra el general Carlos Prats y su esposa. Directora del diario de la dictadura “El Cronista”. Silvia Pinto muere en un accidente aéreo en La Serena.
  • Rafael Otero Echeverría, Director de ”Sepa” creado y mantenido con dineros de la CIA. Otero es diputado de la Democracia Radical a la fecha del golpe. Agregado de Prensa, por la dictadura en la sede de las Naciones Unidas, en Nueva York. 
  • Raúl González Alfaro, Director de “Tribuna”, creado con dineros de la CIA, periodista de “Radio Agricultura”, comentarista en “Las Ultimas Noticias”, satélite de El Mercurio Agregado de Prensa de la dictadura en Venezuela.
  • Hernán González Valdebenito, periodista de “La Tercera” y “Radio Agricultura”. 
  • Jaime Valdés, periodista de “Tribuna”, de “Sepa” y “PEC”, apoyados financieramente por la CIA y “Radio Agricultura”. Era uno de los ejecutivos de la agencia “Orbe”, Agregado de Prensa de la dictadura en Miami y contacto con organizaciones anti castristas. Relacionador Público del Ministerio de Relaciones Exteriores y Agregado de Prensa de la dictadura en Madrid. 
  • Patricia Guzmán, De “Las Ultimas Noticias” a Agregada de Prensa de la dictadura. 
  • Carmen Puelma, jefa de Prensa de Radio Cooperativa , periodista de “El Mercurio”. Agregada de Prensa de la dictadura en Washington.
  • José María de Navasal, periodista de “El Mercurio”.
  • Saverio Sprovera, periodista italiano de “Sepa” y “Radio Agricultura”.
  • Werner Arias, periodista de “Sepa” y “Radio Agricultura”.
  • Marcelo Maturana Miranda, quien era director de la Revista nazi-fascista de “Patria y Libertad”.
  • Héctor Durán, comentarista en “Radio Agricultura”. Agregado de Prensa de la dictadura en México.
  • Luciano Vázquez Muruaga, comentarista de la radio de la Sociedad Nacional de Minería. Agregado de Prensa de la dictadura en Estocolmo, Suecia. Director del diario de la dictadura “La Nación”.
  • Alberto Guerrero, Director de “La Tercera”, miembro de Prensa y Difusión del Servicio Exterior de la dictadura.
  • Maximiano Errázuriz Eguiguren, abogado, diputado del Partido Nacional a la fecha del golpe, organizador de bandas armadas de la Juventud del Partido Nacional, en la zona agrícola de Colchagua, relacionado con “Patria y Libertad”. Director de “EL Colchagüino”. El día del golpe, viste uniforme de oficial de ejército y actúa como tal. Agregado de Prensa y Cultura de la dictadura en algunos países europeos y, en Ginebra ante los Organismos Internacionales de la ONU, a las órdenes del coronel Pedro Ewing Hodar, quien era jefe de la Dina en Europa y de los Agregados militares en ese continente. Errázuriz es profesor de Derecho Romano y profesor en la castrense Academia de Seguridad Nacional, rebautizada ANEPE. Sub Gerente de la Editorial Jurídica de Chile. Miembro de la comisión política de la UDI. En democracia, diputado por Renovación Nacional 2004.
  • Lucia Gaevert Parada, su abuelo fue el primer representante en Chile de “EG Faber”, el primer consorcio químico alemán en darle apoyo a Hitler para ascender al poder. Lucía Gaevert es una antigua funcionaria para América latina de la agencia alemana de informaciones “Deutche Welles”, periodista de “El Mercurio”,. Profesora de periodismo de la Pontificia Universidad Católica. Directora del Instituto Chileno-Alemán de Cultura. Agregada de Prensa de la dictadura en Alemania Federal, enseguida Consejera de la embajada. Posteriormente nombrada por Pinochet como su Embajadora en Alemania Federal. Directora fundadora del castrense Instituto de Geopolítica de Chile. 
  • Adolfo Yankelevich, periodista de la “Deutche Welles”. A la fecha del golpe con contrato por 5 años en la Deutche Welles, funcionario de empresas publicitarias norteamericanas, jefe de relaciones públicas en Chile del consorcio minero norteamericano “Braden Cooper Companny”. Nombrado por Pinochet como jefe del staff de prensa de la dictadura en las Naciones Unidas; Darío Aliaga, funcionario “nativo” del “Unites States Information Service”, en Santiago y del canal 13 de TV de la Pontificia Universidad Católica. 
  • Jorge Navarrete, Gerente de la Editorial Jurídica. Hijo del adicto militar chileno en Washington. Nombrado por la dictadura como su primer Agregado de Prensa en Londres, Presidente del Canal de TV nacional. 
  • María de la Luz Alemparte viuda de Prats, enviada a París como Agregada Cultural de la embajada de la dictadura. Viuda de Jorge Prats, líder de los nacionalistas chilenos. 
En un homenaje que el Ministerio de Relaciones Exteriores de la dictadura efectuara al cumplirse los diez años de sus nombramientos, en diciembre de 1983 -a estos periodistas convertidos a partir del golpe militar en Agregados de Cultura y Prensa, y a quienes se les entregaran medallas recordatorias por los “ servicios `prestados”, el canciller Raúl Rojas Galdames, un diplomado en el curso de “Alto Mando” de la castrense Academia Superior de Seguridad Nacional- al felicitarlos por su labor y a momentos de condecorarlos los calificó con orgullo como “... los boinas negras del servicio exterior”. Y al referirse al golpe militar dijo:”… todos comprendimos que la lucha por la libertad no iba a ser fácil y que se abrían ante nosotros dos frentes bien precisos e igualmente violentos: el interior entregado a la responsabilidad de nuestros hombres de armas y el exterior puesto en manos de la diplomacia chilena (…) se imponía la asesoria de gente especialmente preparada para este tipo de guerra atípica totalmente distinta de la pugna convencional entre estados hostiles”(…) surgió entonces este grupo que hoy nos rodea y al que el ministerio se complace en rendir homenaje de gratitud y justicia…”

Entre los presentes a condecorar se encontraban entre otros Raúl González Alfaro, Carmen Puelma, Marcelo Maturana, Rafael Otero Echeverria, Héctor Duran,, Luciano Vásquez Muruaga, Maximiano Errázuriz, Patricia Guzmán, También fueron premiados póstumamente Silvia Pinto y Carlos Aracena Aguayo, periodista de “La Segunda” y ex Agregado de Prensa de la dictadura en Bolivia.

Asistentes en la ceremonia se encontraba José Miguel Barros, instructor de los Agregados de Prensa de la dictadura y miembros del “Frente Invisible” contra el gobierno de Salvador Allende y el general Pedro Ewing Odar, ex jefe de los agregados militares de la dictadura en Europa y jefe de la Dina en ese continente.

Digamos que fueron una especie de adelantados de la Dina, en los respectivos países en los cuales estaban asignados, mientras la Dina organizaba su aparato exterior, manteniéndose un estrecho contacto. 

En las reuniones de los grupos del “Frente Invisible” participaban también-entre otros-por la parte “nativa”:
  • Orlando Sáez, Presidente de la Sociedad de Fomento Fabril “Sofofa”, que agrupa a los industriales y uno de los principales civiles golpistas, miembro de la Comisión Política de “Patria y Libertad” 
  • Pablo Rodríguez Grez, jefe de “Patria y Libertad” 
  • Rafael Cumsille, Presidente de los comerciantes minoristas 
  • Jorge Fontaine Aldunate, Presidente de la Confederación de la Producción y del Comercio 
  • Arturo Fontaine Aldunate, hermano del anterior, miembro del “Opus Dei”, empleado de Agustín Edwards. Será Director de “El Mercurio” y embajador de Pinochet en Argentina. 
  • León Villarín Marín, Presidente de los camioneros.
  • Benjamín Matte, miembro de la Comisión Política de “Patria y Libertad”, Presidente de la Sociedad Nacional de Agricultura-“SNA”, que agrupa a los dueños de fundos.
  • Sergio Torretti, connotado magnate de la construcción.
  • Raúl Bazán Álvarez Presidente de la Confederación Única de Profesionales de Chile y otros. 
También se sumaba otro grupo de norteamericanos funcionarios de la USIS. Integrado por Claude Villarreal, Paul Good y Demis Albred. Estos, entregaban material sedicioso de propaganda contra el gobierno de Allende a los periodistas “nativos”, que eran los encargados de publicarlos en los medios de difusión chilenos. También los norteamericanos hacían la entrega de los dólares. 

El principal instrumento para el efecto- fue el diario “EL Mercurio” y su cadena de diarios. El informe de las actividades de la CIA en Chile dice: 

“...La CIA apoyó-o incluso, fundó medios de comunicación amigos que no habrían existido, sin el apoyo de la Agencia(:...) Muy de lejos, el caso de apoyo más amplio y probablemente más significativo a una organización de comunicaciones, fue el dinero aportado a “El Mercurio”, el principal diario de Santiago...” 

AGUSTÍN EDWARDS EASTMAN Y EL MERCURIO

En el trasfondo de la conspiración contra el gobierno de Salvador Allende y desde antes- contra sus candidaturas a la Presidencia, y sobre todo- contra las fuerzas progresistas chilenas en general- casi siempre han estado los Edwards, con su poder económico. Y “El Mercurio” y sus diarios satélites, a lo largo del país- como principal instrumento político, ideológico, cultural y conspirativo.
La familia Edwards, desde finales del siglo 19, es propietaria de medios de comunicación y de un poderoso grupo económico.
Al triunfo de Salvador Allende, en las elecciones presidenciales del 4 de septiembre de 1970, es Agustín Edwards Eastman la cabeza del grupo empresarial Edwards y propietario de “El Mercurio” y sus diarios satélites.
Participan los Edwards activamente en la conspiración para derrocar al Presidente José Manuel Balmaceda, en 1891.
Compran armas en Inglaterra para entregarlas al bando de los aristócratas, que han formado una Junta cívico-militar golpista, instalada en Iquique, al mando del almirante Jorge Montt- para oponerse al gobierno constitucional chileno que buscaba un trato favorable para el país, con respecto a las empresas mineras del norte grande, la mayoría de ellas británicas. 
Los Edwards entregan dos millones de dólares a la Junta del almirante Jorge Montt, para comprar armas en Estados Unidos y apoderarse de la rica provincia minera de Antofagasta.
Tenían los Edwards, Agustín (antepasado del actual) a comienzos del 1900- dos palcos en la Opera, conocidos como “la cueva”. Eran asiduos allí, Jovino Novoa, (uno de sus descendientes Jovino Novoa Vásquez será empleado de Edwards, alto cargo de la dictadura de Pinochet, senador al 2011 y ex presidente de la UDI) Augusto Luco, Ladislao Errázuriz Echaurren, el general Urrutia y el hijo del general Cornelio Saavedra.

Agustín Edwards Eastman tiene al golpe de Estado del 11 de septiembre de 1973, 45 años de edad. Nació en París. 
Estudió Edwards en Londres, en el “Heatherdown Scholl”. En Chile en el “Grange Scholl” y periodismo en la Universidad de Princenton, en Estados Unidos. Recibido, viaja a Londres, allí hace la práctica en el “Herald Tribune” y en “The Times”.
Regresa a Chile a “El Mercurio”. A la sección Cables, después subdirector de los vespertinos satélites “La Segunda” y “Las Noticias de Ultima Hora”, de Santiago. A la muerte de su papá, asume como Presidente de la empresa.
Agustín Edwards es oficial naval de reserva, con el grado de “Comodoro”. Un estatus inventado por el golpista José Toribio Merino- para convertir en “oficiales navales” a amigos suyos. La mayoría empresarios golpistas-varios de ellos ya ancianos- y que al mismo tiempo son dueños de yates.
Ha sido Edwards vicepresidente de la “Sociedad Interamericana de Prensa”, que agrupa a los propietarios de medios de comunicación de América. Es uno de los hombres más ricos de Chile. Con estrechos contactos con multinacionales, especialmente norteamericanas, alemanas y británicas. 
Se le reconoce por ser el mejor contacto de los norteamericanos en Chile. Tiene fortunas en Argentina y Estados Unidos. Es un gran amigo de David Rockefeller, quien recientemente en el verano de 2011 lo visitara en Santiago y en el Lago Ranco.

A mediados de la década del 60, Edwards controlaba con sociedades anónimas el 20% de los capitales del país, en la producción y distribución de alimentos, combustibles, textiles, metalurgia y los medios de comunicación de masas.
Los Edwards con sus medios de comunicación encabezados por “El Mercurio” ha influido de manera gravitante en la formación de la opinión pública chilena por decenas de años. Alrededor de “El Mercurio”-giran, diarios regionales, vespertinos, radios, agencias de noticias, de publicidad, imprentas etc.
Los Edwards han actuado siempre al lado del golpismo, de los intereses del imperio británico y después del norteamericano. 
El conservador Agustín Edwards Eastman no milita formalmente en ningún partido político. Pertenece eso sí, a la secta fundamentalista católica “Legionarios de Cristo”. Como tal, es miembro del Consejo de la Universidad “Finis Terrae”, en los años del 2000. Universidad controlada por los miembros de la secta y enlazada con elementos ultraconservadores de la marina chilena.

Triunfador Salvador Allende en las elecciones del 4 de septiembre de 1970, Agustín Edwards Eastman, viajó a las pocas horas a Estados Unidos a conspirar. Deja a cargo de la empresa “El Mercurio” a Hernán Cubillos Sallato. Un ex oficial naval, hijo de un comandante en jefe de la marina,( primer embajador de Pinochet ante la dictadura brasileña), padre y nieto de oficiales navales. También Comodoro de la “Cofradía Náutica del Pacífico Austral”.
Edwards recién llegado a Washington-tuvo una reunión larga con el director de la CIA Richard Helms. Este declaró a una Comisión del Congreso norteamericano tiempo después, a propósito de Edwards:
-“El editor de “El Mercurio” había venido a Washington y me pidieron que fuera hablar con él, en un hotel. Lo que arregló Don Kendall, jefe de la Pepi Cola”.
Edwards es gran amigo de Kendall. Ocupará Edwards una de las vicepresidencias de la multinacional norteamericana por el tiempo que estuvo en EE.UU. conspirando contra el gobierno constitucional de Chile. Kendall, recibió de regalo-de parte de Edwards- un gran terreno en la isla que éste tiene en el Lago Ranco.
El 14 de septiembre, apenas a 10 días del triunfo de Salvador Allende, Edwards es recibido por el Presidente Nixon, en la Casa Blanca. Terminada la entrevista entre Edwards y Nixon, éste entrega instrucciones terminantes al jefe de la CIA, para impedir que Allende asuma la Presidencia el 3 de noviembre o en caso contrario, derrocarlo.

Al día siguiente, el 15 en la mañana- se efectúa otra reunión, entre Agustín Edwards, Kissinger, el Fiscal General John Mitchell y el Presidente de la Pepi Cola Don Kendall.
Don Kendall, será años más tarde-condecorado por Pinochet “por su amistosa actitud hacia nuestro país”.

En la tarde del mismo día 15, Nixon se reúne con Kissinger, su asesor de Seguridad Nacional, Richard Helms, Director de la CIA y John Mitchell, Fiscal General. A fin de trazar más concretamente las líneas de acción contra el sistema democrático chileno.

Richard Helms anotó las instrucciones de Nixon:

- Tal vez una oportunidad en diez. Pero ¡salvad a Chile!
- Vale la pena gastar. 10 millones, más si es necesario.
- No preocuparse por riesgos.
- No comprometer embajada.
- Sólo deben intervenir hombres competentes al máximo, trabajando jornadas completas.
- Se debe trazar un plan de acción, de ataque, si fuera necesario.
- Plan de juego. Hacer aullar la economía.
- No se dispone de más de 48 horas para conocer plan de acción.

El senador republicano Richard Scweikern ha dicho:

-“La facilidad con que Edwards ganó acceso a los círculos más exclusivos del gobierno (norteamericano) y la simultaneidad de sus visitas con las instrucciones de Nixon para derrocar a Allende, olían a un ”contrato”.

Entre el año 1970, año del triunfo de Salvador Allende y 1973 año del derrocamiento de su gobierno “El Mercurio” recibió a lo menos 1.665.000 dólares a través de la CIA, en la campaña contra Allende. Para impedirle ser investido como Presidente de la República el 3 de noviembre de 1970 o de derrocarle, como sucedió el 11 de septiembre de 1973. Este dinero era vendido en el mercado negro aumentando varias veces su valor.

Los dólares recibidos de la CIA y la ITT y de otras multinacionales, como así mismo de otros organismos girados desde USA y Europa, eran enviados por diversos conductos. Uno de los principales era la filial de la ITT en Bruselas, Bélgica; la Bell Telefone Manufactorind Company, la Standard Electric Lorenz, de la RFA y la ITT Standard, de Suiza. Estas empresas- a su vez- giraban el dinero a la empresa de papel “Lunely Star”, quien a su vez- lo giraba a “El Mercurio”. 
-“El Mercurio” recibe dólares de la CIA y también asesores.
Álvaro Puga, miembro fundador del “Frente Invisible” quien también había viajado a Estados Unidos coordinaba en Chile los temas de propaganda contra el gobierno de Allende, en conjunto con la CIA; Ewdo Hobbins, ex editor de “Life” obtenía financiamiento y Juraj Domic, un periodista originario de Punta Arenas, presentado como “sovietólogo-estaba a cargo del trabajo sucio de la propaganda contra el Gobierno Popular. Escriben editoriales, controlan la sección de los cables internacionales- entre otras áreas de influencia en “El Mercurio” y sus diarios y radios satélites.

Producto de la inyección de dineros enviados desde Estados unidos a través de la CIA “El Mercurio” ya abiertamente al servicio de la conspiración- aumenta sus páginas de 40 a 120. La primera página, cambia de la tradición mercurial con estilo de discreción a semi sensacionalista casi al estilo de los tabloides como un tabloide. “El Mercurio” presenta grandes titulares, fotos escandalosas, dando gran espacio a las acciones terroristas –por ejemplo- de los asociados al plan de la CIA de eliminar al comandante en jefe del ejército René Schneider, para hacer intervenir a los militares- interrumpiendo el proceso constitucional de pronunciamiento del Congreso Pleno para investir al nuevo Presidente de Chile, el día 24 de Octubre de 1970. 

Investido -a pesar de todo- Salvador Allende como Presidente de la República de Chile por el Congreso Pleno del 24 de Octubre de 1970, la conspiración con “El Mercurio” a la cabeza y sus diarios satélites plantean entonces en grandes titulares o indirectamente- la fórmula “izquierda versus fuerzas armadas”. A fin de ir preparando las condiciones para el golpe de Estado por los militares. Sembrando el odio entre la mayoría de los chilenos y las fuerzas armadas.

Los informes Church y Pike, del Congreso norteamericano, que investigaron a la CIA, señalan a “El Mercurio”, como uno de los principales receptores del dinero de la CIA para derrocar a Salvador Allende. También “El Mercurio”, recibió instrucciones de la CIA, para el manejo de la información desestabilizadora.
“...Además de financiar a los partidos políticos (opositores a Allende (n.del a.)-dicen los informes- el Comité 40 (organismo de los servicios secretos norteamericanos) aprobó grandes sumas para sostener a los medios de oposición y para mantener así una campaña oposicionista implacable. La CIA gastó un millón y medio de dólares para apoyar a “El Mercurio”, el principal periódico del país y el canal más importante de propaganda contra Allende. Según documentos de la CIA, estas gestiones significaron un papel significativo en la preparación del escenario para el golpe del 11 de septiembre de 1973...”

Se señala que la CIA en el proceso de desestabilización en Chile, desde antes del gobierno de Allende, para impedir que éste triunfara en las elecciones presidenciales del 4 de septiembre de 1970, como para impedir que asumiera como Presidente el 3 de noviembre de 1970 y después, para derrocarlo el 11 de septiembre de 1973, “usó técnicas en los medios de comunicación conocidas como “scare campaing” (campaña del terror), “desinformation”, (desinformación) y “black propaganda” (propaganda negra). Para contribuir a la “polarización política y pánico financiero”.

El informe del Congreso norteamericano continúa:

”...Tanto el gobierno de Estados Unidos, como la ITT chorrearon dinero (were funneling money) en manos de individuos asociados al diario (“El Mercurio”)....La campaña de propaganda fue también conducida internacionalmente y artículos extranjeros fueron “replayed” en Chile. Otros “assets” (individuos a los cuales se puede recurrir) financiados por este proyecto, pasaban editoriales inspirados por la CIA, casi cotidianamente en “El Mercurio”, el mayor diario chileno, y desde 1968, ejercieron control substancial sobre el contenido de la sección internacional de dicho periódico...otros “assets”, todos empleados de “El Mercurio”, permitieron que la CIA, generara más de un editorial al día, inspirado por ella. El acceso a “El Mercurio”, tuvo un efecto multiplicador, dado que sus editoriales eran leídos a través del país en varias redes nacionales de radio. Además, “El Mercurio”, era uno de los diarios latinoamericanos más influyentes, particularmente en los círculos financieros en el extranjero...El proyecto mayor de propaganda de la CIA, financió un amplísimo espectro de estas actividades. Produjo varias revistas de circulación nacional y un gran número de libros y estudios especiales. Desarrolló material para ser colocado en la cadena de “El Mercurio”... “El Mercurio”, fue el vehículo de mayor propaganda entre 1970 y 1973...”

A mediados de 1974, ya derrocado sangrientamente el gobierno chileno por lo militares encabezados por Pinochet-regresa Agustín Edwards a Chile desde Estados Unidos. De inmediato expulsó del cargo de Presidente de la empresa a Hernán Cubillos Sallato.
La expulsión de Cubillos, destruye la amistad de la época cuando el papá de Cubillos- era Agregado naval chileno en Londres- con el abuelo de Edwards-cuando éste era embajador plenipotenciario chileno en Gran Bretaña.
Edwards-dicen- se sintió traicionado por Cubillos, por unas acciones de la Compañía Cervecerías Unidas.
Edwards es vengativo y veleidoso.

Obtuvo el título de “Gran caballero de la industria gráfica” en 1994. Es presidente de la “Asociación de propietarios de caballos de fina sangre” y presidente de la “Asociación de la chilenidad”. Cuyas actividades publicita en grandes espacios en “El Mercurio”.

Agustín Edwards es miembro del directorio de la Universidad “Fines Terrae”.Universidad privada dirigida por la secta religiosa fundamentalista “Legionarios de Cristo”. Secta a la cual Edwards pertenece desde el año 2004.Y es oficial de reserva de la marina de guerra chilena. Uno de sus hijos es oficial de reserva de los marines de la USnavy. 

Edwards es presidente de “País Digital”. Un ente creado a partir de una idea de Fernando Flores Labra ministro de Allende, (ex PDC, ex MAPU, ex PPD, actual “ Chile Primero” y al 2011 miembro de la alianza de derecha y del gobierno de derecha. 
Edwards apoyó en el 2004 -con sus medios de comunicación-especialmente con “El Mercurio” -los esfuerzos de Flores para ser pre candidato a la Presidencia de la República por el PPD y la Concertación, para las elecciones presidenciales del 2006. Flores a su turno, es Director de “País Digital”.

Agustín Edwards es presidente de “Paz Ciudadana”. Un organismo creado por él mismo Edwards-poco después que apareciera con vida su hijo Cristián, secuestrado por varios meses. A comienzos de los 90. 
“Paz Ciudadana” reúne en general- a elementos que apoyaron a la dictadura- quienes preferentemente tienen una visión represiva- continuadora de la dictadura, pero más sofisticada. También participan algunos personeros que estuvieron contra la dictadura, quienes le dan “amplitud” representativa a “Paz Ciudadana”. Pero, que no tienen gravitación alguna en sus decisiones. 

Se define “Paz Ciudadana” contra la “delincuencia y la violencia”. 

Se ha convertido “Paz Ciudadana” en una especie de organismo oficial que diseña los parámetros para la acción policial en Chile y los entrega a las autoridades del gobierno de turno, judiciales y a los cuerpos policiales estatales. Conjuntamente- pretende privatizar la seguridad, promoviendo y ampliando el “mercado” para las empresas de vigilancia privadas, ( con la fórmula:”a mayor inseguridad mayor ganancia”). 

El negocio de la seguridad privada promovido por “Paz Ciudadana”, pone en peligro la soberanía nacional, al facilitar a empresas privadas de vigilancia extranjeras la recolección de información-incluso a los más altos niveles del aparato estatal chileno: sobre autoridades de gobierno, militares, políticas, policiales etc. Información que se envía a las sedes matrices de las empresas-ubicadas en lugares como Washington, Estocolmo, Madrid, Buenos Aires u otros. O a quien quiera que pague por ella.

Estas actividades de Agustín Edwards están “respaldadas” por el poder que “El Mercurio” y sus diarios satélites tienen a lo largo del país en la formación de la “opinión pública”. Y en la creación de imágenes. Algo tan sensible para personeros de la vida pública. Lo que lleva a muchos de éstos- a inhibirse ante cuestiones que puedan afectar a Edwards. Congraciándose con éste al mismo tiempo-incluso, fotografiándose aquellos en las páginas político-sociales de “El Mercurio” junto a quienes, en un pasado no lejano- fueron sus verdugos, amparados éstos en su momento-por el mismo Agustín Edwards

HERNÁN CUBILLOS SALLATO 

Cubillos es oficial de la marina en retiro con el grado de capitán de fragata y nieto, hijo y padre de oficiales navales. 
Estudió algunos años en Londres, al momento que su papá Hernán Cubillos Leiva era Agregado Naval en Gran Bretaña. Cubillos Leiva será comandante en jefe de la marina entre 1961 y 1964. Había estado embarcado en los buques británicos HMS “Exelient” y “Malaya”.

El abuelo de Cubillos Sallato fue el contralmirante Demetrio Cubillos, un tiempo estacionado en Gran Bretaña, encargado de vigilar la construcción de unidades navales para Chile. 
Pinochet nombrará al padre de Hernán Cubillos Sallato, Hernán Cubillos Leiva, como su embajador en Brasil. Morirá en el cargo.

La estadía en Londres de Hernán Cubillos Sallato le deja agradables recuerdos de Gran Bretaña.
Ingresa como cadete naval en Chile y como oficial se retira en 1961.

Desde casi su temprana juventud es amigo de Roberto Kelly Vásquez oficial naval que también se retira de la marina, en 1967. Kelly es descendiente de abuelos paternos irlandeses. 

Hernán Cubillos Sallato, Roberto Kelly y Agustín Edwards Eastman fundaron con otros civiles y marinos conservadores en 1968, la llamada “Cofradía Náutica del Pacífico Austral”. 
Kelly sirvió varios años en la marina a las órdenes del padre de Cubillos Sallato. Kelly, retirado de la marina ingresa a una empresa de Agustín Edwards,, de crianza de pollos. Kelly se mantendrá conectado a la marina, especialmente en tareas de inteligencia. Apoyado, por otro ex oficial naval en retiro José Radic. Sobre todo, en las cercanías del golpe militar. 
Pinochet nombró a Kelly, inmediatamente dado el golpe -como Ministro de Planificación.

Retirado de la marina, Hernán Cubillos, asume en 1962 como Secretario General de “Cemento Melón”, en la región de Valparaíso, una empresa con mayoría de capitales británicos. Posteriormente asume en Santiago, como Secretario de la Presidencia de “El Mercurio”, a las órdenes de Agustín Edwards Eastman, Presidente de la empresa. 

Cubillos, fue durante tres años Director de la SIP, la sociedad que agrupa a los dueños de medios de comunicación de América.

Al viajar Edwards en septiembre de 1970 Estados Unidos, para conspirar contra Salvador Allende- Cubillos lo remplaza en la Presidencia del Consejo de “El Mercurio”.

Parte de millones de dólares enviados por la CIA a Chile- para desestabilizar al gobierno de Allende- eran recibidos en “El Mercurio”, cuando Hernán Cubillos era el máximo ejecutivo de la empresa.

Viaja a Estados Unidos en la víspera del golpe con Fernando Léniz Cerda, gerente general de “El Mercurio” y el economista Emilio Sanfuentes, máximo representante de los economistas que redactaron para la marina inicialmente el Programa económico de la dictadura. No pueden regresar a Chile debido al golpe de Estado y esperan en Buenos Aires. Léniz viaja a Mendoza. Desde allí es traído en un avión de la Fach que se encuentra en Buenos Aires. Así regresa también Cubillos a Chile junto a Léniz, el economista demo-cristiano Sergio Molina y Emilio Sanfuentes.

Sacado Cubillos por Edwards en 1974 de Presidente del Consejo de “El Mercurio”, Cubillos participa en el semanario “Qué Pasa”, del “Opus Dei”, en la “Editorial Santillana del Pacífico” y “Editorial Portada”. Al tiempo que realiza negocios internacionales. 
Sus contactos a nivel empresarial en el extranjero y su vinculación a la marina le sirven de carta de presentación-respaldado por los “blandos” del fascismo criollo- para asumir como Ministro de Relaciones Exteriores de Pinochet, en 1978. Reemplazando en el cargo al vice almirante Patricio Carvajal Prado. La relaciones exteriores de la dictadura estuvieron práctica y permanentemente en manos de la marina de acuerdo a un cuoteo entre los miembros de la Junta militar. Cubillos es ministro de relaciones exteriores de la dictadura en la cuota de la marina.
Con Hernán Cubillos de Ministro de Relaciones Exteriores, propuesto por Jaime Guzmán Errazuriz- uno de los generales civiles del golpismo- la dictadura trataba de mostrar un rostro civil en las relaciones exteriores. Esperaba Pinochet romper el aislamiento internacional de la Junta, dado que ahora, las relaciones internacionales de la dictadura eran pragmáticas “adecuadas al modelo económico”, según Guzmán Errazuriz
En nada se modificaron las relaciones de la dictadura con la comunidad internacional, dado el carácter dictatorial del régimen de los militares chilenos. 
El vice almirante Carvajal- quien coordinó a los golpistas el 11 de septiembre de 1973, como Cubillos, son miembro de la “Cofradía Náutica del Pacífico Austral”. 
Pinochet sacó del cargo de Ministro de Relaciones Exteriores a Hernán Cubillos- apenas aterrizó el dictador de regreso a Santiago- después de su vergonzosa gira “geopolítica” al Pacífico. 
Purgado por el dictador, al llegar Santiago Cubillos asume como director del Banco de Crédito e Inversiones, del grupo Yarur-Banna y ocupa un importante cargo en la “Compañía Chilena de Tabacos”, con sede en Valparaíso, con mayoría de capitales británicos y en una compañía de inversiones.
Cubillos Sallato era parte del llamado sector “blando” del fascismo chileno, al igual que Agustín Edwards y Jaime Guzmán Errázuriz. Tendrá disputas con elementos del sector “duro”, encabezado por el jefe de “Patria y Libertad” Pablo Rodríguez Grez y el primer jefe de la policía secreta de Pinochet- la Dina, el general Manuel “mojón” Contreras.
Varias de las disputas entre “duros” y “blandos” terminan en asesinatos y secuestros, que siempre afectan a los “blandos”. 
Hernán Cubillos tiene su hobby favorito, las competencias en su yate “El Caleuche”- que comparte con Roberto Kelly. Con relativo éxito en competencias náuticas. Sin embargo, por órdenes terminantes de Agustín Edwards, está totalmente prohibido mencionar en “El Mercurio” y sus diarios satélites a Hernán Cubillos, así éste fuera campeón del mundo. Es que Edwards siempre ha sido vengativo.
Hernán Cubillos muere en abril del 2001, a los 65 años de edad. Y sus manuscritos y archivos los había enviado a Estados Unidos, a un Centro de Estudios ligado a una universidad. Cubillos tuvo excelentes relaciones con agentes de la CIA, especialmente durante el periodo en que ejerció como presidente de El Mercurio” en su campaña contra el gobierno de Salvador Allende. Así, habrá considerado tener a mejor recaudo sus archivos en los Estado Unidos.
Le sobreviven su hija Marcela Cubillos, quien ha ejercido como docente en la universidad de los Legionarios de Cristo, la Universidad Finnes Terrae. Marcela Cubillos ha sido diputada del partido del pinochetismo civil la UDI y actualmente es pareja de quien fuera senador hasta ser nombrado ministro de defensa del Presidente de derechas Sebastian Piñera el 2011- Andrés Allamnd Zavala.
Le sobrevive también a Hernán Cubillos, su hijo Felipe Cubillos, quien como su padre es un destacado hombre del Yatchting. Vinculado v a la marina, columnista del vespertino “La Segunda” satélite de El Mercurio, y al 2011 comentarista en la radio de la Sociedad Nacional de Agricultura.

RENE SILVA ESPEJO

Agustín Edwards mantuvo por años como director de “El Mercurio”, de Santiago- a René Silva Espejo, “el colorado Silva”, o “don René”. 

Silva Espejo llegó a “El Mercurio” desde el puerto de Valparaíso como Sub-Director en 1952. Abogado y profesor de castellano. Fue designado miembro de la Academia Chilena de la Lengua. Se casó dos veces. Su la segunda mujer es Elena Diesel. 
Activo nazista en su juventud, era jefe del Departamento Doctrinario del partido nazi y redactor de la publicación nacionalista El Estanquero”. Integrante de las tropas de asalto nazis en Valparaíso. Enemigo de Salvador Allende. Buscó ridiculizarlo, en artículos firmados “Jr”, “Volpiqué” u otros. Jamás Silva Espejo- en su artículo contra Allende dio la cara firmando con su propio nombre.
Fue Sub Secretario de Educación en el gobierno del general de ejército Carlos Ibañez del Campo, entre 1952 y 1958. A quien siempre apoyaron los nazis criollos. Silva Espejo es un tipo “frío, calculador y sin escrúpulos”, según periodistas y funcionarios del diario. El “colorado” Silva era temido. Incluso-por los empleados del diario que estaban junto a él.
Fue director de El Mercurio durante toda la campaña del terror contra el gobierno de la Unidad Popular- impulsando el golpe militar- y enseguida dando irrestricto apoyo a la dictadura.
Silva renuncia en 1978, a los 74 años de edad. Se despide para el aniversario de El Mercurio, el 1 de Junio.

ARTURO FONTAINE ALDUNATE

Reemplaza a René Silva, como Director de “El Mercurio”, el subdirector Arturo Fontaine Aldunate, abogado y economista, también de Valparaíso, como Silva Espejo. 
Fontaine tiene 55 años de edad al asumir de director.
Ingresó como periodista a “El Mercurio”, en 1961. Traído desde Valparaíso por Agustín Edwards. 
Estudió Fontaine en los sacerdotes Franceses de Valparaíso-como Pinochet y, Merino en Viña del Mar. Becado por los sacerdotes por sus escasos recursos económicos familiares, dada la temprana viudez de su madre. Casado con Valentina Talavera Balmaceda, tienen 7 hijos. Uno de ellos es ministro de economía en el gobierno de Sebastian Piñera entre marzo del 2010 y julio 2011.
En “El Mercurio” escribe en la “Semana Política” y gran parte de los editoriales...
Fontaine es miembro de la secta ”Opus Dei” y representa la versión empresarial de la Seguridad Nacional. Considerado, durante la dictadura- como “misterioso”, de estar “trás las bambalinas”. Ha tenido gran influencia sobre el dictador Pinochet.
Arturo Fontaine fue incorporado -durante la dictadura- como miembro de la Academia de Ciencias sociales, políticas y morales. Su trabajo de incorporación lo tituló “Más allá de Leviatán. Hacia un resurgimiento de la libertad individual”.
Fontaine en su trabajo recurre al político irlandés Edmund Burke (1729-1797), un histérico enemigo de la Revolución Francesa. Defensor de privilegios aristócratas, de prejuicios y de dogmatismos religiosos. Según Burke, la libertad del pueblo es como la de un “loco o de un salteador de caminos, a los cuales se les debe mantener constreñidos o encadenados”. Dice de Francia recién derrocada la nobleza por la revolución:
“¿Podría yo hoy felicitar a esta misma nación por su libertad? ¿ Iría yo seriamente a cumplimentar a un loco que se hubiese escapado de la protectora constricción y de la saludable oscuridad de su calabozo, por la recuperación de la luz y de su libertad? ¿Iría yo a cumplimentar a un salteador de caminos o a un asesino que hubiese roto sus cadenas por la recuperación de sus derechos naturales?

Arturo Fontaine también cita a Benjamín Constant (1767-1830). Buen representante de terratenientes y financistas franceses de las primeras décadas del siglo 19. Constant escribe contra la democracia: 

-“Aquellos que por su pobreza se ven condenados a una dependencia constante, o al trabajo a jornal no poseen más inteligencia que los niños, ni están más interesados que los extranjeros en el bienestar nacional”.
Fontaine tuvo gran amistad con el miembro del “Opus Dei”, ex miembro de la Comisión Política de “Patria y Libertad” y posteriormente jefe del sector “blando” del fascismo y de la UDI el ”gremialista” y senador Jaime Guzmán Errázuriz.
Fontaine, durante la dictadura-en su posición de representar la versión empresarial de la Seguridad Nacional -será partidario de mantener el régimen encabezado por Pinochet- independientemente de las acciones del gobierno.
El gobierno -según Fontaine- se podía cambiar. Pero manteniendo a Pinochet en el vértice del mando, como jefe del régimen y del gobierno. Cuando deja “El Mercurio” , en 1988 se convierte en profesor de periodismo en la Universidad Gabriela Mistral.

Arturo Fontaine tiene otros dos hermanos. Jorge Fontaine, miembro de “Patria y Libertad” y después “gremialista”. Presidente de la Confederación de la Producción y del Comercio, a la fecha del golpe, y uno de los principales generales civiles del golpe. Jorge Fontaine viajará al exterior a contar la ”verdad de lo ocurrido en Chile”, buscar comprensión y apoyo para lo militares y enlodar al gobierno de Salvador Allende. 

La CIA, apoyó con miles de dólares viajes al exterior de dirigentes gremiales y políticos golpistas chilenos, para ayudar a “mejorar” la imagen del régimen de los militares. 

Jorge Fontaine Aldunate fue Presidente de la “Corporación de la Producción y el Comercio”, que actuó como ariete golpista, Director de Organizaciones Civiles de la dictadura y también Pinochet lo nombra jefe de “Pro Chile”. Su otro hermano, es un sacerdote católico progresista. 

Alineado en el sector “blando” del fascismo y como director de “El Mercurio”, Arturo Fontaine, en 1983 escribió editoriales acerca de “desaciertos” en la política económica. También criticó la falta de coordinación en los servicios policiales y de la policía secreta.

Pocas semanas después -en abril de 1983- el dictador saca a los ministros del área económica y crea el “Comité de coordinación policial”.

Enseguida Agustín Edwards saca de Director de “El Mercurio” a Arturo Fontaine. Para tomar Edwards el cargo evitar así cualquier filtración crítica a la dictadura desde sus diarios. Debida cuenta que Edwards estaba acosado por millonarias deudas, principalmente con el Banco del Estado, en manos a final de cuentas de Pinochet. Cualquier crítica a la dictadura, por tangencial que fuera ponía en peligro la existencia misma del imperio mercurial.

Fontaine entonces es nombrado por Pinochet como embajador de la dictadura en Argentina, para darle una “salida honorable” a la situación. La designación, es avalada por la estrecha amistad de Fontaine con el dictador y los militares en general y con la marina en particular.
 
Agustín Edwards apenas le dio una despedida a Fontaine. Participaron más notoriamente elementos del diario “La Tercera”.

De regreso de su cargo de embajador en Buenos Aires escribe “Los economistas y el Presidente Pinochet”. A la presentación del libro asiste el propio dictador.

COFRADÍA NÁUTICA DEL PACIFICO AUSTRAL

Un organismo poco conocido, que se mantiene con vida todavía el 2011 en la región de Valparaíso es la llamada “Cofradía Náutica del Pacifico Austral”. Organismo que fue parte del “Frente Invisible” contra el gobierno popular encabezado por Salvador Allende. 

La Cofradía es uno de los núcleos tempranos del golpismo que agrupó a altos oficiales navales y civiles conservadores y golpistas.

Se forma la “Cofradía Náutica del Pacífico Austral”, en agosto de 1968.
Formada por el comandante naval José Toribio Merino Castro, quien será miembro de la Junta Militar y los vice almirantes Patricio Carvajal Prado (coordinador del golpe) y Arturo Troncoso Daroch, (ministro de la dictadura) los ex oficiales navales Patricio Kelly Vázquez (ministro de la dictadura) y Hernán Cubillos Sallato Presidente de El Mercurio, Ministro de la dictadura) Agustín Edwards, dueño de El Mercurio. René Silva Espejo (director de El Mercurio), Arturo Fontaine Aldunate, (Director de EL Mercurio y Embajador de Pinochet) Sergio de Castro Spíkula (ministro de la Dictadura) y otros. Todos unidos aparentemente por el interés en los deportes náuticos.

En su reunión constitutiva nombran a Edwards como su primer “Comodoro” y segundo “Comodoro” a Toribio Merino Castro.
La “Cofradía” fue un núcleo importante en la conspiración para preparar el golpe de Estado. Todos sus miembros ocuparán cargos relevantes en la dictadura. Tanto dentro de ella o desde fuera.

Las reuniones comidas se efectúan de manera rotativa en casa de cada uno de los miembros.

Todos, civiles como militares tendrán activa participación en la sedición contra el gobierno de Salvador Allende, en desatar el golpe militar y durante la dictadura.

Se unirán a estos marinos y civiles ultra conservadores 10 economistas egresados de la Pontificia Universidad Católica encabezados por Sergio de Castro, quienes preparan el plan económico de la Junta Militar.
El 10 de octubre de 1973, a un mes del golpe de Estado, la “Cofradía Náutica del Pacífico Austral” tiene-en la noche- su reunión ordinaria, en casa de Hernán Cubillos Sallato el Presidente de “El Mercurio”, en la calle Candelaria Goyenechea, del barrio alto de la capital chilena.
La reunión la preside el Comodoro de la “Cofradía”, José Toribio Merino, flamante auto designado comandante en jefe de la marina y miembro de la Junta Militar. La reunión se realiza en medio de buena comida y tragos. Merino, informa que su proposición de nombrar como Ministro de Economía al gerente general de “El Mercurio” Fernando Léniz, se acababa de aprobar en la Junta Militar. Señala además Merino, que Léniz pidió a la Junta Militar que le levantaran la clausura al diario satélite de “El Mercurio”- “Las Ultimas Noticias”. Y que la Junta Militar accedió de inmediato al pedido de Léniz, todavía gerente de “El Mercurio”.
Los asistentes a la reunión de la “Cofradía”, se retiran de la casa de Cubillos, casi de madrugada, en la ciudad sumida en el terror y en el toque de queda. Pero todos ellos portan salvoconductos otorgados por la marina.

PLAN ECONÓMICO DE LA DICTADURA 

La cúpula golpista de la marina le pidió, en 1972 a Roberto Kelly que se contactara con economistas a fin de tener un plan económico partir del golpe.
Ya que “botar a Allende no cuesta nada. Lo importante es tener un plan económico”. 

Kelly se contacta con el empresario gremialista Emilio Sanfuentes Vergara, vinculado a Agustín Edwards y Hernán Cubillos Sallato. Sanfuentes ya había participado en la elaboración del plan económico de la candidatura presidencial del conservador Jorge Alessandri Rodríguez en 1964. Derrotado este candidato de la derecha por Salvador Allende.

Las primeras reuniones se realizan en la oficina de Sanfuentes, quien es asesor en la Sociedad de Fomento Fabril SOFOFA.. Sociólogo, miembro del Grupo Edwards y también asesor de Hernán Cubillos Sallato, en la Presidencia de la empresa de “El Mercurio”. Emilio Sanfuentes es post grado en la University of Chicago. Había sido colaborador en la campaña presidencial del conservador Jorge Alessandri en 1970. 

Sanfuentes había planteado en la época del gobierno de Allende crear un semanario de oposición “combativo”. Crean el semanario del “Opus Dei” “Qué Pasa”. Emilio Sanfuentes es uno de los fundadores junto a Cristian Zegers, un ex oficial naval y empleado de Edwards, Gonzalo Vial Correa, Joaquín Villarino y Jaime Martínez. 

Sanfuentes escribe en la “Página Económica” de “El Mercurio”. 
En la “Página Económica” de “El Mercurio” se presenta por primera vez públicamente en Chile la política económica de los “Chicago boys”. 

Ahora, directamente apoyando los planes golpistas Sanfuentes queda a la cabeza de la elaboración del plan económico de la dictadura que se instalara en Chile.

La primera reunión para elaborar el plan económico del golpismo se realiza con la mayoría de los economistas, en agosto de 1972 en el Círculo Español, en Santiago. Los acuerdos de esta reunión fueron resumidos en cinco páginas por el empresario Emilio Sanfuentes Vergara, entregado a Kelly para que éste los entregue a la cúpula de los marinos. El marino golpista Troncoso Daroch recibió el resumen. 
Con estas bases los economistas derechistas, demo-cristianos-freístas, banqueros, empresarios y marinos golpistas, echan las bases de la política económica de la dictadura. 

Los economistas que son demo-cristianos acuerdan incorporarse a la elaboración del plan económico pedido por los marinos y al mismo tiempo mantener informado a Eduardo Frei Montalva como lo hacen los otros economistas con el Partido Nacional. 

:Son de la partida, además de Sanfuentes y Kelly,
  • Sergio Undurraga Saavedra, ingeniero comercial de la Universidad Católica. Beca Eisenhower, empresario- gerente general de la CORFO en Nueva York, de la dictadura. Asesor del Ministro de Hacienda de la dictadura contralmirante Gotuzzo. Ejecutivo de Odeplan y 
  • Álvaro Bardón Muñoz, estudios en Colegio Hispano Americano de los sacerdotes Escolapios, economista de la Universidad de Chile. Post grado en la University of Chicago. Milita en la democracia-cristiana y es el contacto con economistas demo-cristianos. Asesor del Consejo Nacional del Partido Demócrata Cristiano, nombrado por Eduardo Frei-padre. Redactor en la “Página Económica” de “El Mercurio”. Presidente del Banco Central y Subsecretario de Economía de la dictadura y orejero del dictador. Bardón -al término de la dictadura-es asesor de Agustín Edwards. 
  • Juan Braun, ejecutivo del grupo económico de Manuel Cruzat Larraín; 
  • Pablo Barahona Urzúa, con estudios en los Sagrados Corazones de los sacerdotes franceses. Economía en la Universidad Católica, presidente de la Federación de Estudiantes de la Universidad Católica. Post grado en la University of Chicago. Presidente del Banco Central y Ministro de Economía de la dictadura. 
  • Manuel Cruzat Infante, jefe del grupo económico Cruzat-Larraín, junto a su cuñado Fernando Larraín. Con estudios en el Colegio San Ignacio de los sacerdotes jesuitas. Economía en la Universidad Católica, master en economía en la University of Chicago. Participa en la elaboración del programa de gobierno conservador de Jorge Alessandri para las elecciones 1970; 
  • Sergio de Castro Spíkula, con estudios en el colegio inglés y San Calixto de los sacerdotes jesuitas, en Bolivia. Grange Scholl, en Santiago, British Columbia University, en Vancouver, Canada. Escuela de Ingeniería de la Universidad Católica. Master y Doctor en economía en la University of Chicago. Fundación Rockefeller. Decano de Economía de la Universidad Católica de Santiago. Ministro de Economía y de Hacienda en la dictadura. Será asesor económico de Agustín Edwards. 
  • Andrés Sanfuentes Vergara, profesor universitario.
  • Juan Villarzú, demo-cristiano. Director del Presupuestos durante la dictadura y en los gobiernos demo-cristianos de Patricio Aylwin y Eduardo Frei-hijo. Vice presidente ejecutivo de Codelco en el 2004. 
  • José Luis Zavala Ponce, con estudios en el Colegio Hispano Americano de los sacerdotes Escolapios. Licenciado en Economía e Ingeniero Comercial de la Universidad de Chile. Post grado en la University of Chicago. Militante demo-cristiano, banquero y empresario. Gerente de Estudios del Banco Central durante la dictadura, empresario y banquero. 
  • José Luis Federici, Ernesto Silva, Julio Vildósola, Enrique Tassara, Juan Carlos Méndez, Rodrigo Mujica, Andrés Sanfuentes y también Jaime Guzmán Errazuriz

Este grupo aprueba las líneas generales del plan económico, que lo denominan “Programa de Desarrollo Económico” que usaran los militares golpistas. 

Aprobada las líneas generales por los marinos, los economistas desarrollan partes específicas del plan:
  • Pablo Barahona Urzúa se encarga del sector agrícola;
  • Andrés Sanfuentes Vergara en política de redistribución de ingresos; 
  • Sergio Undurraga, en mercado de capitales; 
  • Juan Villarzú, en el área de propiedad social (será Director del Presupuesto de la dictadura). 
  • Gerardo Zegers de Laud, Ramiro Urenda, Ascanio Molina, Jorge Cheyre etc.

Gran parte del trabajo de elaboración de esta parte económica del plan golpista lo realizan en una oficina ubicada frente al ministerio de defensa, en la avenida Nataniel Cox, al lado del ya desaparecido cine Continental a metros de la Alameda.
 
A medida que recibían los marinos las partes sectoriales del plan económico, Sergio De Castro y Sergio Undurraga, quienes trabajaban codo a codo con los marinos golpistas, revisaban las materias y las “pulían”. 

Hay retrasos. Los marinos deben coordinar los planes militares con los golpistas del ejército y la fuerza aérea y hacer coincidir el día del golpe con un plan económico totalmente terminado. Así, en Viña del Mar, Roberto Kelly por encargo expreso de los marinos reúne a los economistas en un hotel de Viña del Mar y los insta a “apurar el tranco”. 

Los economistas presentan a la marina el proyecto económico terminado en agosto de 1973. Los marinos lo revisa y lo alcanzan imprimir entre la noche del lunes y del martes-el día del golpe militar- en la imprenta “Almirante Lord Cochranne” propiedad de Agustín Edwards y cuyo presidente era Hernán Cubillos. 

El miércoles 12 de septiembre, al día siguiente del golpe militar, los miembros de la Junta Militar y los principales militares tendrán en sus escritorios el plan económico, diseñado por los economistas conservadores a pedido de los marinos. 

Como obvia continuación, producido el golpe militar- la marina, según el cuoteo del aparato estatal, efectuado por la Junta Militar- se queda con la parte económica- en manos de José Toribio Merino. Nombran de inmediato al contralmirante Lorenzo Gotuzzo como Ministro de Hacienda. 

Altos oficiales de la marina ocuparán cargos en el sector de Economía y Hacienda y en otros cargos importantes del sector. Así, sucederá también- con los elementos civiles que participaron en el diseño del plan económico. 

Los grupos empresariales proporcionaran al dictador Pinochet la mayoría de sus ministros, sub secretarios e importantes ejecutivos de servicios estatales -especialmente provenientes del grupo de Edwards, Cruzat-Larraín BHC y otros.

Empleados de Agustín Edwards serán funcionarios importantes de la dictadura y funcionarios de la dictadura serán empleados de Agustín Edwards. Entre otros:

  • Fernando Léniz Cerda, gerente general de “El Mercurio”, a un mes de darse el golpe de Estado es nombrado, a petición de José Toribio Merino Ministro de Economía de la dictadura. Ingeniero, será alto ejecutivo de la Compañía Manufacturera de Papeles y Cartones”, CMPC, la “papelera”.
  • Avaro Bardón Muñoz, presidente del Banco Central, se incorpora a “El Mercurio” como editor de “Economía y Negocios. Enseguida presidente del Banco de Concepción y de la AFP Invierta- para volver al aparato de la dictadura como Sub-Secretario de Economía bajo el biministro Rolf Luders. Regresa donde Edwards como asesor económico. Escribe regularmente en el diario de Edwards.
  • Joaquín Lavín Infante, miembro de Odeplan de la dictadura a “Editor Económico de “El Mercurio”. Viene de Decano de Economía y Administración de la U. de Concepción. Militante de la UDI y del “Opus Dei”, candidato a la Presidencia de la República y alcalde de Santiago.
  • Sergio de Castro, Ministro de Hacienda de la dictadura a asesor económico de Edwards, Manteniéndose al mismo tiempo como asesor económico del Banco Central.
  • Jorge Eduardo Folch Verdugo, Sub Secretario del Interior de la dictadura a secretario privado de Edwards. Escribe en “El Mercurio” en la página editorial, la “Semana Política” y miembro del consejo de redacción del diario. Es el segundo después de Edwards en el sector periodístico del diario. Censura y controla las informaciones.
  • Jovino Novoa Vázquez, Sub Secretario de Gobierno de la dictadura, regresa a “El Mercurio” como encargado de Información. Escribe en “La Semana Política”. Censura y orienta la información del diario. Será senador y presidente de la UDI en dos períodos al 2004.
  • Enrique Montero Max, Sub Secretario de Interior, Vice Ministro de Interior y Ministro de Interior de la dictadura. General de la Fuerza Aérea. A Fiscal del grupo Edwards, también de “La Chilena Consolidada” y de algunas empresas mineras. Manteniendo paralelamente el cargo de Auditor general de la Fach.
  • Maurice Poisson Eastman, vice almirante y jefe del Estado Mayor de la marina, miembro de la Junta Militar en ausencia de Merino. El día del golpe comanda el buque insignia de la marina, el crucero “Prat”, que apunta sus cañones contra la ciudad de Valparaíso. Agregado Naval en Londres en 1977. Maurice Poisson Eastman, en retiro- pasa al grupo de Edwards. 
  • Miguel Alex Schweitzer Spesizki, Ministro de Justicia de la dictadura, entre 1975 y 1977, Presidente del llamado Consejo de Estado, un ente asesor del dictador a asesor legal de Agustín Edwards. 
  • El consejero de la redacción agrícola de “El Mercurio” Alfonso Márquez de la Plata y Presidente de la Sociedad Nacional de Agricultores- pasa a Sub Secretario de Gobierno, Ministro de Agricultura y Ministro del Trabajo de la dictadura. Post dictadura será Director de la “Fundación Pinochet”. 
El gobierno popular encabezado por el Presidente Salvador Allende debió enfrentarse a fuerzas que le combatían dirigidas desde la metrópoli del imperio, desde Washington y desde otros centros de poder internacionales y sus aliados “nativos” al interior del país.

Salvador Allende defendió la Constitución y el mandato popular con las armas en la mano desde al Palacio Presidencial de La Moneda, hasta ser asesinado por militares golpistas ese 11 de septiembre de 1973.

 

 



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris